Ciclismo
Comunidad
Contacto

Limpieza y lubricación de tu bicicleta

Limpieza y lubricación de tu bicicleta

La manera mas simple y fácil de sacar la tierra y demás suciedades de tu bicicleta es utilizar agua y jabón líquido mas un escobillón plástico usado, un cepillo de dientes viejo y un paño. Con este método limpias los rincones más escondidos de tu bici, como los piñones y la misma cadena, sin dañar la pintura ni desplazar la grasa de los mecanismos internos.

Con el paño limpias la superficie del marco, sillín, manubrio y otras partes mas estructurales que mecánicas.

Limpia con especial esmero la superficie de frenado de las llantas. El jabón líquido ayuda a quitar cualquier elemento grasoso o aceitoso, que impida el correcto funcionamiento de los frenos.

La cadena y los piñones pueden dar un poco más de trabajo, en caso que nunca los hayas limpiado. Con la rueda trasera suspendida haz girar la trasmisión y aplica escobillón sobre los piñones.

Si vives en ciudades donde llueve bastante, o en zonas costeras, debes estar muy atento a la limpieza y lubricación.

Todas las piezas de la bicicleta deben trabajar perfectamente y para eso la lubricación es clave para evitar su desgaste prematuro. Luego de limpiar muy bien la transmisión lo ideal es aplicar lubricante preferentemente la presentación liquida, ya que en spray puedes fácilmente lubricar las llantas, haciendo que tus frenos resbalen. Debes aplicarlo con moderación a la cadena, de 3 a 5 vueltas. Espera que seque y limpias el exceso. Con el lubricante que coloques en la cadena tambien lubricas piñones, ruedecillas de cambios y platos delanteros, no es necesario que les apliques aceite por separado.

En condiciones extremas de lluvia y humedad, por supuesto hay que lubricar con mas periodicidad, también en lugares costeros hay que tener mayor precaución con la cadena, el aire marino es particularmente oxidante.

  • Limpiar y lubricar periodicamente la cadena y todo el sistema de transmición
  • No utilizar jamás WD-40 para limpiar y lubricar tu bicicleta
  • Utiliza aceite con teflón o máquina en versión líquida y no en spray, para tener mas precisión en la aplicación
  • No utilizar grasa para lubricar, atrae demasiada mugre y esa masa se transforma en destructor de piezas